La ultima reforma del sector electrico diseñada para ahorrar 550 millones

Noviembre 20, 2017 - Noticia publicada en Regulación

  • Imagen de La ultima reforma del sector electrico diseñada para ahorrar 550 millones

El Gobierno preve ahorrar unos 550 millones de euros con las últimas medidas aprobadas por el Consejo de Ministros que el proximo jueves seran convalidadas por el Pleno del Congreso.

El 1 de febrero se aprobó el decreto ley de Medidas Urgentes en el Sistema Eléctrico y en el Sector Financiero, medida mediante la cual el Gobierno prevé ahorrar unos 550 millones de euros.

El Gobierno cifra en 330 millones de euros el impacto por sustituir el IPC a impuestos constantes sin alimentos ni productos energéticos para las retribuciones reguladas. Además, calcula que se ahorrarán 225 millones con la nueva regulación del régimen especial. 

El cambio relativo al IPC tiene como objetivo utilizar un índice más estable que no se vea afectado por la volatilidad de los precios de alimentos no elaborados y combustibles domésticos. 

Para conseguir este objetivo, la actualización anual de las retribuciones reguladas del sistema de energía eléctrica estará vinculada con el IPC a impuestos constantes. De esta forma se ahorrará 42 millones de euros de transporte, 30 millones de distribución, 256 millones del régimen especial y 2 millones de euros del coste extra de generación de los sistemas especiales insulares y extrapeninsulares. 

Además, aquello productores centrados en tecnologías “verdes” ya no podrán elegir entre una tarifa fija o un precio de mercado más prima. Desde este momento deberán acogerse a uno de los dos sistemas para todos los años de funcionamiento de la instalación.

Según el Ministerio de Industria, "el impacto económico de esta disposición depende en gran medida de la elección de los titulares de las instalaciones y, a su vez, de la evolución y previsiones del precio del mercado de producción". El ministro José Manuel Soria avanzó que el impacto estaría entre los 250 y los 500 millones de euros, si bien la memoria económica rebajó esas previsiones a 225 millones de euros para 2013, considerando un precio de mercado de unos 55 euros megavatio hora.

La decisión de realizar estos cambios mediante un decreto ley se debe a la prioridad por llevarlo a cabo, ya que estas medidas tienen carácter de urgencia dentro de las prioridades del ministerio. 

Tags: